El Corpus Christi

Corpus Christi es la fiesta del Cuerpo y la Sangre de Cristo, de la presencia de Jesucristo en la Eucaristía. Este día recordamos la institución de la Eucaristía que se llevó a cabo el Jueves Santo durante la Última Cena, al convertir Jesús el pan y el vino en su Cuerpo y en su Sangre. Es una fiesta muy importante porque la Eucaristía es el regalo más grande que Dios nos ha hecho, movido por su querer quedarse con nosotros después de la Ascensión.

 

Tradicionalmente, el Corpus Christi se celebra el jueves posterior a la solemnidad de la Santísima Trinidad, que a su vez tiene lugar el domingo siguiente a Pentecostés (es decir, el Corpus Christi
se celebra 60 díasdespués del Domingo de Resurrección). Específicamente, el Corpus Christi es eljueves que sigue al noveno domingo después de la primera luna llena de primavera del hemisferio norte. En nuestra Diócesis esta fiesta ha sido trasladada al domingo siguiente para adaptarse al calendario laboral.
El origen de esta festividad se remontaa los tiempos de Santa Juliana de Mont Cornillon que desde joven, tuvo una granveneración al Santísimo Sacramento. Siempre añoraba que se tuviera una fiesta especial en su honor. Este deseo se intesificó por una visión que ella tuvo de la Iglesia bajo la apariencia de luna llena con una mancha negra, que significaba la ausencia de esta solemnidad. Ella le hizo conocer sus ideas a Roberto de Thorete, el entonces obispo de Liège, también al docto Dominico Hugh, mástarde cardenallegado de los Países Bajos; a Jacques Pantaleón, en ese tiempo archidiácono de Liège, después obispo de Verdun, Patriarca de Jerusalén y finalmente al Papa Urbano IV. El obispo Roberto se impresionó favorablemente y como en ese tiempolos obispos tenían el derecho de ordenar fiestas para susdiócesis, invocó unsínodo en 1246 y ordenó que la celebración se tuviera el año entrante; también el Papa ordenó, que un monje de nombre Juan debía escribir el oficio para esa ocasión. El decreto está preservado en Binterim (Denkwürdigkeiten, V.I. 276), junto con algunas partes del oficio. El obispo Roberto no vivió para ver larealización de su orden, ya que murió el 16 de octubre de 1246, pero la fiesta se celebró por primera vez por los cánones de San Martín en Liège. JacquesPantaleón llegó aser Papa el 29 de agosto de 1261. La ermitaña Eva, con quien Juliana había pasado un tiempo y quien también era ferviente adoradora de la Santa Eucaristía, le insistió a Enrique de Guelders, obispo de Liège, que pidiera al Papa que extendiera la celebración al mundo entero. Urbano IV, siempre siendo admirador de esta fiesta, publicó la bula “Transiturus” el 8 de septiembre de 1264, en la cual, despuésde haber ensalzado el amor de nuestro Salvador expresado en la Santa Eucaristía, ordenó que se celebrara la solemnidad de “Corpus Christi” en el díajueves después del domingo de la Santísima Trinidad, al mismotiempo otorgandomuchas indulgencias a todos los fieles que asistieran a la santa misa y al oficio. Este oficio, compuesto por el doctor angélico, SantoTomás de Aquino, por petición del Papa, es uno de los más hermosos en el breviario Romano y ha sido admirado aun por Protestantes.

La muerte del Papa Urbano IV (el 2 deoctubre de 1264), un poco después de la publicación del decreto, obstaculizó quese difundiera la fiesta. Pero el Papa Clemente V tomó el asunto en sus manos y en el conciliogeneral de Viena (1311), ordenó una vez más la adopción deesta fiesta. Publicó un nuevo decreto incorporando el de Urbano IV. Juan XXII, sucesor de Clemente V, instó su observancia.

Ninguno de los decretos habla de la procesión con el Santísimo como un aspecto de la celebración. Sin embargo estas procesiones fueron dotadas de indulgencias por los Papas Martín V y Eugenio IV y se hicieron bastante comunes en a partir del siglo XIV. La fiesta fue aceptada en Cologne en 1306; en Worms laadoptaron en 1315; en Strasburg en 1316. En Inglaterra fue introducida de Bélgica entre 1320 y 1325. En los Estados Unidos y en otros países la solemnidad se celebra el domingo después del domingo de la Santísima Trinidad. En la Iglesia griega la fiesta de Corpus Christi esconocida en los calendarios de los sirios, armenios, coptos,melquitas y losrutinios de Galicia, Calabria y Sicilia. El Concilio de Trento declara que muypiadosa y religiosamente fue introducida en la Iglesia de Dios la costumbre, que todoslos años, determinado día festivo, se celebre este excelso y venerablesacramento con singular veneración y solemnidad, y reverente y honoríficamentesea llevado en procesión por las calles y lugares públicos. Enesto los cristianos atestiguan su gratitud y recuerdo por tan inefable y verdaderamente divino beneficio, por el que se hace nuevamente presente lavictoria y triunfode la muerte y resurrección de Nuestro Señor Jesucristo.
Existen diversas formas de celebrar estafestividad talescomo participar en la procesión con el Santísimo, La horaSanta y recordar en Familialo que es la Eucaristía.
La procesión con el Santísimo consisteen hacer unhomenaje agradecido, público y multitudinario de la presenciareal de Cristo enla Eucaristía. Se acostumbra sacar en procesión al Santísimo Sacramento por lascalles y las plazas o dentro de la parroquia o Iglesia, paraafirmar elmisterio del Dios con nosotros en la Eucaristía. Estacostumbre ayuda a que losvalores fundamentales de la fe católica se acentúen con lapresencia real ypersonal de Cristo en la Eucaristía.
La Hora Santa es una manera práctica y muy bella deadorar a Jesús Sacramentado. El Papa Juan Pablo II la celebra, al igual que lamayoría de las Parroquias de todo el mundo, los jueves al
anochecer, parademostrar a Cristo Eucaristía amor y agradecimiento y repararlas actitudes de indiferencia y las faltas de respeto que recibe de uno mismo y de los demás hombres. Consiste en realizar una pequeña reflexión evangélica, en presencia de Jesús Sacramentado y, al final, se rezan unas letanías especiales para demostrarle a Jesús nuestro amor. Se puede celebrar de manera formal con el Santísimo Sacramento solemnemente expuesto en la custodia, conincienso y con cantos, o de manera informal con la Hostia dentro delSagrario. Cualquiera delas dos maneras agrada a Jesús. Se inicia con la exposicióndel SantísimoSacramento o, en su defecto, con una oración inicial aJesucristo estando todosarrodillados frente al Sagrario. A continuación, se procede ala lectura de unpasaje del Evangelio y al comentario del mismo por parte dealguno de losparticipantes. Luego, se reflexiona adorando a Jesús, Rey delUniverso, en laEucaristía. Se termina con las invocaciones y las letaníascorrespondientes y,en el caso de que la Hora Eucarística se haya hechodelantedel Santísimo solemnementeexpuesto, el sacerdote da la bendición con el Santísimo; encaso contrario, sefinaliza la Hora Santa con una plegaria conocida de agradecimiento.

 

Para finalizar recordaremos brevemente algunos aspectos de interés sobre la Eucaristía que podríamos discutir enfamilia.
La Eucaristía es uno de los siete Sacramentos. Nos recuerda el momento en el que el pan y el vino se conviertenen el Cuerpo y enla Sangre de Cristo. Éste es el alimento del alma. Así comonuestro cuerpo necesita comer para vivir, nuestra alma necesita comulgar para estar sana. Cristo dijo: “El que come mi Carne y bebe mi Sangre, tiene vida eterna y yo lo resucitaré el último día.”
Todos queremos ser buenos, ser santos y nos damos cuenta de que el camino de la santidad no es fácil, que no bastan nuestras fuerzas humanas para lograrlo. Necesitamos fuerza divina, de Jesús. Esto sólo será posible con la Eucaristía. Al comulgar, nos podemos sentir otros, ya que Cristova a vivir en nosotros. Podremos decir, con San Pablo: “Vivo yo, pero ya no soy yo, sino Cristo quien vive en mí.”
¿En qué parte de la Misa se realiza laEucaristía?
Después de rezar el Credo, se llevan acabo: el ofertorio, la consagración y la comunión. Ofertorio: Es el momento en que el sacerdote ofrece a Dios el pan y el vino que serán convertidos en el Cuerpo y la Sangre de Cristo.Nosotros podemos ofrecer, con mucho amor, toda nuestra vida a Dios en esta parte de la Misa. Consagración: Es el momento de la Misa en que Dios, através del sacerdote, convierte el pan y el vino en el Cuerp oy en la Sangre de Cristo. En este momento nos arrodillamos como señal de amor yadoración a Jesús, Dios hecho hombre, que se hace presente en la Eucaristía.Comunión: Es recibir a Cristo Eucaristía en nuestra alma,lo que produce ciertos efectos en nosotros: nos une a Cristo ya su Iglesia, une a los cristianos entre sí, alimenta nuestra alma, aumenta en nosotros la vidade gracia y la amistad con Dios, perdona los pecados veniales, nos fortalecepara resistir la tentación y no cometer pecado mortal.
¿Qué condiciones pone la Iglesia parapoder comulgar? La Iglesia nos pide dos condiciones para recibir la comunión:
Estar en gracia, con nuestra alma limpia todo pecado mortal. Cumplir el ayuno eucarístico: no comer nada una hora antes de comulgar.
¿Cada cuánto puedo recibir la ComuniónSacramental?
La Iglesia recomienda recibir la Comunión siempre que vayamos a Misa. Es obligación recibir la Comunión, al menos,una vez al año el tiempo de Pascua, que son los 50 días comprendidos entre el Domingo de Resurrección y el Domingo de Pentecostés.
¿Qué hacer después de comulgar?
Se recomienda aprovechar la oportunidad para hablar conDios, nuestro Señor, todo lo que queramos: lo que nos alegra,lo que nos preocupa; darle gracias por todo lo bueno que nos ha dado; decirle lo mucho quelo amamos y que queremos cumplir con su voluntad; pedirle quenos ayude anosotros y a todos los hombres; ofrecerle cada acto quehagamos en nuestravida.
¿Qué hacer cuando no se puede ir acomulgar?
Se puede llevar a cabo una comunión espiritual. Esto esrecibir a Jesús en tu alma, rezando la siguiente oración:”Creo, Jesúsmío, que estás realmente presente en el Santísimo Sacramento del altar. Te amo sobre todas las cosas y deseo ardientemente recibirte dentro de mi alma, pero no pudiendo hacerlo sacramentalmente, ven al menos espiritualmente a mi corazón. Quédate conmigo y no permitas que me separe de ti”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: